Ricardo Lagos

El Once

11 de September de 2013

Columna de Ricardo Lagos E. en Cooperativa

Se habla por muchos de responsabilidades compartidas en el drama del 11 de septiembre de 1973 entre partidarios y opositores del gobierno del Presidente Salvador Allende. Aclaremos. Se dice que fueron mucho más compartidas de lo que algunos piensan, dando a entender que hay un cuasi empate de ambos lados.

Creo que es un exceso de simplificación porque sostener que el gobierno de Allende había roto el Estado de Derecho y hacía actos ilegales parece una exageración. Errores sí, como toda obra humana. No hay que olvidar que el Congreso funcionaba normalmente, así como los Tribunales de Justicia y la prensa y los medios de comunicación trabajaban con plena libertad.

Lo que ocurre es que tras las “responsabilidades compartidas” hay una búsqueda de un empate.Grave error porque lo que hay que condenar son unas Fuerzas Armadas que se levantan en armas.

Alguien podrá decir, que ese enfrentamiento en Chile no podía tener solución política.Así ocurrió precisamente en la elección parlamentaria en 1973. Allende esperaba en esa elección poder tener mayoría para despachar los proyectos que el Senado le rechazaba.

Por otra parte, la oposición a Allende esperaba obtener los 2/3 para poder derrocarlo constitucionalmente mediante un juicio político.Ni lo uno, ni lo otro.El gobierno de Allende obtuvo un sólido 43%, pero no la mayoría que esperaba y por cierto, la oposición estuvo lejos de los 2/3 que pretendía para poder plantear el juicio político y por ende la salida legal de Allende de La Moneda.

Por tanto, ante este dilema, Allende buscó al final una salida política, llamar a plebiscito a sabiendas que hacerlo implicaba seguramente una derrota para su gobierno y por tanto, probablemente el fin del mismo.

Está claro que Allende informó a Pinochet, entre otros, el domingo previo al Golpe (9 de septiembre) de esta decisión. Y hoy se sabe que la decisión del Golpe que estaba programado para el 14 de septiembre se adelantó al día 11 para evitar que Allende llamara a plebiscito.

La salida política de Allende, de esta manera fue cancelada y se prefirió el camino de la fuerza.Lo que es más grave ese Golpe fue justificado por todos los opositores de ese momento.

A 40 años del Golpe lo menos que uno esperaría es condenar el Golpe Militar como instrumento de solución a una crisis institucional.

Con el se produce el quiebre más grande de la sociedad chilena y 40 años después, con lo que hemos visto estos días, esta profunda herida todavía no cicatriza en el alma de Chile.

Las sociedades dan los pasos a medida que se atreven. ¿Por qué la sociedad chilena a 20 años del Golpe no mostró lo que estamos viendo en estos días?

30 años después, el 2003 la profusión de material informativo fue muy grande, si bien no se compara con la de estos días. Lo que sí se logró fue hacer una ceremonia ecuménica en La Moneda al abrir las puertas por donde el ciudadano Presidente ingresaba por Morandé 80 y que fue la puerta por donde salió el cuerpo de Allende.

Es una buena noticia para Chile ver hoy esta sociedad que se atreve a mirarse en profundidad.

La mayoría de los chilenos no había nacido 40 años atrás. Sin embargo, las generaciones futuras tendrán que comprender que toda sociedad tiene que saber cómo procesar sus diferencias y es la carta fundamental, la Constitución, el mecanismo por el cual se rigen los ciudadanos para procesar esas diferencias.

Por eso es tan importante hoy, derogados ya los enclaves autoritarios (menos el binominal y los altos quórums de la Constitución) ponernos a pensar en una nueva Carta.

A lo mejor, el fin de esta larga transición será cuando todos concordemos esta ley fundamental para aprender cómo, civilizadamente, resolvemos nuestros distintos puntos de vista.

Pongámonos a trabajar en este nuevo empeño para esta nueva etapa. Ojalá cuando se conmemoren los 50 años del Golpe, exista una institucionalidad diferente. El reencuentro de los chilenos se produce porque finalmente se ha concordado cómo procesar las diferencias a través de un cuerpo legal que interpreta a todos los chilenos.

Columna publicada en Cooperativa

NOTICIAS MÁS RECIENTES

7º Concurso Juvenil de Poesía Pablo Neruda 2019

Con la finalidad de promover, difundir y estimular la joven poesía nacional, junto con la Fundación Pablo Neruda convocamos por séptima vez al “Concurso Juvenil de Poesía Pablo Neruda 2019”, para estudiantes secundarios de todo Chile. Este premio busca incentivar la poesía dentro del ámbito de la educación, apoyando la escritura de autores emergentes y fomentando la lectura de autores nacionales. También colaboran con este concurso el Instituto Nacional y el Archivo Central Andrés Bello de la Universidad de Chile.

Leer más...

#RedMujeres firma convenio de colaboración con Servicio Nacional del Patrimonio Cultural de Chile.

Un significativo convenio de colaboración fue firmado este mediodía entre el Servicio Nacional del Patrimonio Cultural, dependiente del Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, y la Fundación Democracia y Desarrollo, creadora de la red “Mujeres que acompañan Mujeres”. La ceremonia fue encabezada por el director nacional Carlos Maillet y  nuestra Directora Ejectuvia, Clara Budnik.

Leer más...

Ricardo Lagos: “Es necesario concordar ideas hacia el largo plazo”

La apertura de la tercera edición del ciclo “Democracia & Desarrollo” que organiza Clarín en el Malba, bajo el título “Argentina en un año clave: desafíos internos y externos”, tuvo un invitado de lujo: nada menos que el ex presidente de Chile Ricardo Lagos, hombre clave en el regreso de la democracia en el país trasandino tras la dictadura militar que encabezó Augusto Pinochet.

Leer más...

Ver todas las noticias

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES

Roberto del Río 1151, Providencia, Santiago de Chile Teléfono (56-2) 2333 80 98 Fax (56-2) 2334 23 01